aparejos barcos

APAREJO DE UN BARCO

Arboladura, palos, perchas, pico, tangón, cruceta, botavara, carlinga y fogonadura. La palabra aparejo, en navegación, tiene más de un significado. En el punto que estamos tratando, representa el conjunto de palos y perchas de que dispone una embarcación para poder izar las velas, así como todo el conjunto de cabos o alambres que los mantienen en su posición. También comprende el total de cabos que se utilizan para izar, arriar las velas y orientarlas al viento.

En general, en una embarcación de pesca o  a vela casi la totalidad de los elementos que se encuentran por encima de la cubierta forman parte del aparejo La arboladura es el conjunto de palos y perchas que se utilizan para mantener las velas en la posición adecuada. Palos son los mástiles que, situados más o menos verticalmente en la línea de crujía de los veleros, sirven para sujetar en ellos perchas y velas. Los palos pueden estar construidos en acero, madera, aluminio o fibra de carbono.

Los de acero y los de madera se utilizaban antiguamente. La mayor parte de las actuales embarcaciones a vela arbolan palos de aluminio huecos, por su ligereza y flexibilidad, cualidad esta última que les permite flexar al objeto de dar a la vela la forma adecuada a cada intensidad de viento.

Los palos construidos en carbono todavía mejoran estas cualidades, pero su elevado coste hace que queden reservados a otros tipos de embarcaciones de competición. Se llaman perchas a los elementos de la arboladura, excepto los palos, que, articulados sobre estos, sirven para sujetar y orientar las velas.

El pico es una percha que, izada por la cara de popa de algunos palos, inclinada con respecto a él y articulada para poder abrirla a una u otra banda, sirve para sujetar el lado alto de algunas velas. También recibe este nombre la percha utilizada para izar el pabellón, mientras se navega

Se denomina tangón a una percha que se usa para abrir de crujía el puño de algunas velas cuando se navega con vientos largos. Uno de sus extremos se sujeta al palo por medio de una arti culación En las embarcaciones antiguas también se llama tangón a una percha que, articulada al costado de la embarcación, podía abrirse a voluntad y se empleaba para amarrar las embarcaciones auxiliares cuando el barco estaba fondeado, al objeto de que no rozase su costado Las crucetas son unas piezas que, por parejas, sujetas a ambos lados de los palos, sirven para repartir los esfuerzos de los cabos o alambres que los afirman en sentido transversal entre varios puntos de su longitud. Dependiendo del tamaño del palo, hay uno o más pisos de crucetas.

La botavara es una percha que, articulada en la cara de popa de un palo o en un pivote elevado de la cubierta, sirve para sujetar el lado bajo de algunas velas. Recibe el nombre de carlinga la pieza sobre la cual se apoya el extremo inferior de un palo.

Fogonadura es la abertura, practicada en la cubierta de una embarcación, a través de la cual penetra el palo en su interior. Tienen fogonadura aquellas embarcaciones en las que la carlinga está situada sobre la quilla. En muchas de las actuales embarcaciones a vela, la carlinga está sobre la cubierta y la fuerza de compresión del palo se transmite hasta quilla a través de un puntal.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *